The Fall Of Malgrarian

Phi-Rho 46

Una vez alquilados los grox y asegurado tener las siguientes provisiones (agua y raciones de comida), salieron de las atestadas calles de The Fall rumbo a las llanuras resecas que caracterizaban el territorio de Mechanicus Landing Site. El horizonte era dominado por vastas extensiones de tierra mayor vida y algunas montañas bastante erguidas, otras eran mesetas, en su mayoría rocosas. Como columnas imponentes, resaltaban entre la bastante penosa vegetación, que tan sólo podía ofrecer arbustos espinosos y cactus. Complementando este lienzo de calor y aridez.

Serían dos días de viaje hasta llegar al pueblo Phi-Rho 46, del cual no se tenían noticias desde hace tres semanas. La travesía transcurrió sin incidentes, cuando el reloj indicaba la hora de dormir, sin importar la cantidad de luz que recibían, todos buscaban donde dormir, unos luego de beber y alimentarse, buscaban el consuelo de la sombra de alguna roca o su propio Grox, que habían amarrado a una serie de cactus.

Al divisar en el horizonte las primeras edificaciones del pueblo, los viajeros percibieron que no había nadie cerca de la entrada. ¿Quizás estarían más adentrados? ¿Quizás ocurrió algo y tuvieron que huir? Eran peguntas que asaltaban sus mentes. Una vez bajados de sus respectivos Grox, procedieron con cuidado a adentrarse en el modesto pueblo. El umbral de las casas estaban cerrados, no se divisaba ni escuchaban indicios de que alma alguna estuviese en las inmediaciones.

Utilizando desde rocas hasta las paredes de las casas, caminaron con cuidado hasta lo que se veía como un establo, donde Thing amarró a los Grox así como enjauló a Aratziel que sufría de migraña y balbuceaba sin razones, mientras Black, Red y Nihilius se adentraban a una calle que parecía conducir al centro del pueblo y que pasaba cerca de una hilera de cajas apiladas.
Thing luego cambia de parecer y libera al psyker que aun sigue en un estado bastante lejos de la cordura. Red y Black divisan un cadáver en una de de las casas que tenía la puerta abierta. Al acercarse escuchas algo detrás de las cajas. Era una emboscada pero ya era muy tarde, así que corrieron buscando cobertura. Al ver bien, pudieron observar que eran cultistas. Su piel era pálida y parecía estar tan agrietada que podrían confundirse con escamas, vestían andrajos, y algunos con un símbolo escrito con sangre en su frente.

Nihilius y Thing al escuchar los llamados de sus compañeros acuden en su ayuda. Los cultistas utilizaban armas rudimentarias, especialmente ballestas. El combate prosiguió saliendo heridos ambos bandos. El psyker logra por un momento contenerse y les dice que puede escuchar voces, que algo terrible está sucediendo en ese lugar. El novicio utiliza su arma y con un atisbo de la voluntad del Emperador logra reducir a cenizas a uno de los impuros que se encontraba en el tejado. Red y Black logran acabar con otros tantos.

No obstante, para su sorpresa, del oscuro umbral de la casa donde habían avistado un cuerpo, surge la figura de un sacerdote cultista, que inmediatamente usa energía del warp para lazar un aura de miedo alrededor de su herético cuerpo. Red lo ve pero ante tal visión queda en shock y dependió de Black derrotarlo para ayudar a su hermana, al mismo tiempo que este hablaba en un idioma que desconocen. Mientras tanto, Thing utiliza su lanza y despedaza al único que quedaba a la vista a parte del sacerdote.

Muerto el sacerdote, Nihilius se adelanta divisa la plaza donde se podía ver una estatua del Emperador profanada a modo de burla por los impuros. Al otro lado logra ver una especie de círculo en el suelo con una estrella y unas velas, presumiblemente un altar del Chaos.
Black entra a la habitación donde se hallaba el cuerpo, el cual estaba desnudo y por medio de las heridas podían observarse que le faltaban algunos órganos. Imagen que afectó profundamente al joven arbiter. Unos frascos con secreciones y fluidos humanos también estaban sobre él una pequeña mesa, así como otros objetos de execrable procedencia. Black decide simplemente purgar el lugar con fuego y sale de la casa.

Nihilius les avisa que logra divisar más cultistas en la plaza, ate lo cual proceden a adentrarse en la misma utilizando coberturas que proporcionasen objetos y construcciones. El novicio de la Iglesia logra asestar un golpe mortal a otro sacerdote cultista apostado cerca del altar, cuyo cuerpo de consume en fuego a causa de un efectivo disparo laser.
Black, herido de su combate anterior, se adentra en la plaza como si sus heridas fueran meros rasguños. Sin embargo, un sacerdote de lado izquierdo de la plaza, utiliza un poder que abre las heridas de este sirviente de la justicia y cae al suelo retorciéndose del dolor mientras lentamente pierde la conciencia.

Red del otro lado de la plaza utilizando su rifle, logra matar a no pocos cultistas sin recibir mayor daño en combate. Thing por su parte, hizo explotar con su laza a un enemigo esparciendo sangre y el contenido de sus entrañas por doquier a 4 metros a su alrededor.
El psyker que estaba parado recibe un ataque sorpresa de una cultista y cae al suelo en estado crítico sin darse cuenta. Mientras Nihilius alarmado por la cercanía de la misma emprende combate con ella y la funde explotando su cabeza con su pistola laser.
Mientras Thing y red limpian el lado oeste de la plaza, Nihilius intenta acabar con varios enemigos ubicados en los tejados cercanos. Afortunadamente pata él, las ataques de sus enemigos fallan. Pero tampoco el logra asestar golpes definitivos.

Al cabo de un corto tiempo, Black logra recuperar consciencia y se resguarda mientras la plaza es vaciada de cultistas por el resto. Una vez terminada dicha acción observan que aun no se divisa rastro alguno de la población, que probablemente fue asesinada para algún ritual perverso. Ven unas rejas que conducen a un cementerio y deciden asomarse para ver si hay más elementos que deban ser purgados.

Al asomarse divisan un cementerio donde se encuentran dos plataformas de madera de forma paralela y al final ven a 3 sacerdotes alrededor de un círculo con una estrella de 8 puntos y varios símbolos inscritos en sangre mientras estos recitan unos himnos en un idioma desconocido para ellos. Entran en combate para evitar lo que parece ser un ritual. Eliminan primero a uno ubicado en una esquina. Los otros dos que habían caído por la supresa, rápidamente se disponen a defender el lugar que habían mancillado con la sangre de inocentes subidos del Emperador.

Red ve que ritual surge una especie de destello morado, a través del cual puede ver desde las sombras una figura que se acerca, cornuda y con ojos rojos. Ante tal presencia, decide correr, alejándose prudentemente mientras los demás aun luchan contra el ultimo sacerdote que logró, reuniendo fuerzas del wap, hacer entrar a Nihilius en un estado irracional, donde atacaba sin cesar lo que tuviese cerca mientras reía nerviosamente. El cual, para calmarse, tuvo que ser adormecido por una de las flechas somníferas de Black.
Una vez derrotados todos los sacerdotes, del círculo que había abierto una especie de ventana o bruma a otra dimensión emerge una imponente figura. Era un campeón del Chaos, mucho más altos que ellos. Portaba dos hachas, una en cada mano, así como una armadura que cubría cada centímetro de su pérfido ser.

Se acerca lentamente a Thing y Nihilius que inútilmente intenta atinarle con su arma laser, que para su pesar, se tranca y deja de funcionar. El campeón se enfrenta directamente con el Tech Priest, ambos se lanzan golpes con sus armas pero logran esquivar varios de sus golpes. Las heridas no parecen causarle mayor problema a este engendro de la corrupción. Black se une intentando atacarle con su katana pero solo logra leves rasguños.
Finalmente al verse rodeado por fieles imperiales, el campeón del caos baja su guardia y es herido cada vez mas hasta que se desploma sobre sus rodillas, mirando con odio a sus vencedores. El juego aun no termina, a pesar de estar derrotado y herido de muerte, su cuerpo comienza a emitir un brillo extraño hasta explotar, salpicando a todos los cercanos son su sangre contaminada por la corrupción.

La batalla había terminado, el silencio nuevamente se apoderó del pueblo. Que ahora apestaba a sangre y entrañas desparramadas por doquier. Revisaron los cuerpos pero no encontraron nada interesante salvo Black, que hallo un libro de entre los restos chamuscados de un sacerdote del caos. Recogieron al psyker del suelo y lo colocaron como carga en los grox para irse, pero antes de hacerlo vieron que por el sendero se acercaban dos personas.

Al principio se alarmaron, peor cuando uno de los sujetos se identificó como Gerónimo, todo regreso a la calma. Les hablo de las comunicaciones no seguras en el planeta producto de un incidente con Aratziel en The Fall, que atrajo la atención de las autoridades locales y que por tanto, era necesario destruir el vox caster que les había dado el inquisidor a lo cual aceptaron de mala gana. El otro sujeto se acercó, se presentó como Galius Magnus, y de ahora en adelante él sería un nuevo compañero y medio para comunicarse con Gerónimo. Acto seguido Thing cargo al psyker y lo coloco en una tabla que levitaba y estaba amarrada al grox del contacto del inquisidor para ser trasladado a Star Port.

Una vez reunido el grupo con el nuevo integrante, emprendieron el viaje de regreso, aunque el clima esta vez estaba un poco más apacible y fresco. Sus heridas aun requerían sanar, pero eso no les detuvo en regresar a la ciudad para reportarse ante sus respectivos organismos y atender su salud y hacer compras con el dinero que habían recibido por sus trabajos.

Comments

darksoldat

I'm sorry, but we no longer support this web browser. Please upgrade your browser or install Chrome or Firefox to enjoy the full functionality of this site.